A 19 años, Río III recordó a las víctimas de la explosión

0
157

04/11/2014 | 06:42 Familiares y organizaciones sociales realizaron una marcha. En la voladura de la Fábrica Militar murieron siete personas y más de 300 resultaron heridas.

ARCHI_237333

Río Tercero marchó a 19 años de las explosiones (Mario Ponce, damnificado).COMPARTIR
Familiares, organizaciones sociales y autoridades municipales recordaron ayer a las víctimas de la explosión de la Fábrica Militar de Río Tercero, al cumplirse 19 años del hecho en el cual murieron siete personas y más de 300 resultaron heridas.»Es un duelo de casi 20 años, no es fácil. Es como una cicatriz que se abre cada 3 de noviembre. Es revolver las cosas, pero todos necesitamos paz interior», aseguraron María Eugenia y María Julia Dalmasso Griffi, hijas de Hoder Dalmasso, una de las personas muertas durante la explosión.

En el mismo sentido, las jóvenes destacaron: «como todos los familiares de los siete fallecidos, vivimos con una sensación de hueco, de vacío. Toda la vida viviremos con una parte menos de nosotras».

Por su parte, el abogado Auhka Barbero, querellante en la causa actualmente en curso para determinar lo sucedido, aseguró: «este aniversario es especial, porque, pese a las dificultades, estamos estamos transitando un juicio oral».

«Toda la sociedad argentina, pero en particular Río Tercero y los familiares de las víctimas, necesitan una respuesta de la Justicia y esperemos que sea una condena de los responsables, aunque no están siendo juzgados todos los que deberían estar», aseveró el letrado.

Barbero lamentó que, entre 1995 y 2003, «la Justicia sólo haya barajado la hipótesis de que lo ocurrido respondió a un accidente, tal como lo aseguró el propio ex presidente (Carlos) Menem tras la explosión».

«Todo cambió en 2003, cuando el Tribunal Oral en lo Criminal Federal Nº 2 (TOF) de Córdoba, el mismo que está juzgando los hechos, ordenó una investigación suplementaria, basada en una pericia seria, sin compromisos, ni manipulaciones, en virtud de la cual ahora estamos juzgando, a nuestro entender, un hecho intencional, provocado y organizado por personas con conocimientos especiales», concluyó Barbero.

Los actos conmemorativos se sucedieron durante todo el día en Río Tercero, donde ayer se celebró una misa en inmediaciones de la Fábrica Militar, y hubo un homenaje a las víctimas en la Plaza de la Evocación, tras lo cual hubo una marcha alrededor de la plaza principal de la ciudad situada a 96 kilómetros de la capital cordobesa.

Mientras tanto, hoy continuará ante el TOF Nº 2 las audiencias del juicio oral en el que se juzga a los imputados Jorge Cornejo Torino y Marcelo Gatto (eran autoridades de la fábrica); Franke y Edberto González de la Vega (integraban la conducción de Fabricaciones Militares).

Durante el juicio se determinará la situación de los cuatro imputados por la presunta comisión de estrago doloso por muerte de personas, sin que estén incluidos el ex presidente Menem y el ex jefe del Ejército, Martín Balza, que fueron sobreseídos, aunque dicha resolución fue recurrida y aún no fue resuelta.

Varias veces el fiscal y la querella pidieron que sea juzgado Menem, porque «se demostró su directa intervención en los hechos ilícitos (venta ilegal de armas a Croacia)», que se intentaron ocultar con las explosiones «provocadas» en la fábrica de Río Tercero.

En junio de 2013, el Tribunal Oral en lo Penal Económico Nº 3 (TOPE 3) de Capital Federal condenó a Menem a siete años de prisión por ventas ilegales de armas, entre 1991 y 1995, a Ecuador y Croacia, hecho por el cual también se impuso penas a otros ex funcionarios y ex directivos de Fabricaciones Militares.

De acuerdo con el auto de elevación a juicio, la explosión sucedió el 3 de noviembre de 1995, a partir de una acción “intencional, programada y organizada”, que tuvo origen en el “incendio de un tambor que contenía en su interior mazarota de trotyl o trotyl de descarga, ubicado en un tinglado existente en la Planta de Carga de la Fábrica”.

Como consecuencia de los hechos, perdieron la vida de manera directa y/o indirecta Aldo Aguirre, Leonardo Solleveld, Romina Torres, Laura Muñoz, Hoder Dalmasso, José Varela y Elena Ribas de Quiroga.