El delasotismo y el macrismo negociaron pero sin resultados

0
149

Anoche, se inscribieron cinco alianzas que competirán en Córdoba. Unión por Córdoba, el PRO, el FAP, el kirchnerismo y el Frente de Izquierda y de los Trabajadores.

8-macri-de-la-sota

 

 

 

 

 

 

Luego de una larga jornada de negociaciones, finalmente, no hubo acuerdo entre el PJ disidente y Mauricio Macri, por lo que en Córdoba, el delasotismo y el macrismo irán en alianzas diferentes: el PJ anotó a Unión por Córdoba, una coalición conformada por 15 partidos. Mientras que el jefe de Gobierno porteño oficializó la Unión PRO, que encabezará el exárbitro Héctor Baldassi.

Como anoche vencía el plazo para la presentación de alianzas, después del mediodía, el gobernador José Manuel de la Sota viajó a Capital Federal para negociar de manera personal una alianza con el macrismo y el PJ disidente, que incluía a todos los distritos. No hubo acuerdo y el delasotismo inscribió a Unión por Córdoba, integrada por: PJ; Democracia Cristiana; Acción por la República; Acción Popular; Movimiento de Acción Vecinal; Fuerza Transformadora; Del Campo Popular; País; Unión Celeste y Blanco; Fe; MID; Primero la Gente; Unión Ciudadana; Unión Vecinal Federal y Acción Solidaria.

Mientras que el macrismo inscribió la Unión-PRO, conformada por el PRO; la Ucedé y la Unión Popular.

Acuerdo. Como adelantó este diario, la coalición partidaria que en Córdoba encabeza el juecismo, inscribió ayer su alianza con el nombre Frente Progresista Cívico y Social, la misma denominación que usará el FAP en las provincias de Buenos Aires y de Santa Fe.

La lista de esa coalición que integra al Frente Cívico, al socialismo, a los exradicales del GEN, al MST, Libres del Sur y Nueva Izquierda, será encabezada por el actual diputado nacional Ernesto Martínez.

En el segundo lugar de la lista estará una mujer que provendrá de las filas del socialismo (anoche se hablaba de una dirigente del interior provincial con responsabilidades legislativas). Quien se quedó sin nada fue el legislador provincial Roberto Birri (socialista), que pretendía disputarle el primer lugar a Martínez, pero que tuvo que “optar” por bajarse para no romper la alianza sellada por Luis Juez y Hermes Binner.

Por su parte, la izquierda inscribió una alianza (Frente de Izquierda y los Trabajadores) conformada por tres partidos: el Partido Obrero; el Partido de los Trabajadores Socialistas y la Izquierda Socialista.

Aguad, precandidato. Por otro lado, la Mesa del Congreso Provincial de la Unión Cívica Radical (UCR) resolvió ayer avalar la postulación de Oscar Aguad a la precandidatura a diputado nacional para las próximas elecciones primarias. Lo hizo a través de una resolución firmada por sus integrantes (bajo la presidencia del mestrista Alejandro Balián), y emitida en respuesta a una nota presentada por el propio Aguad para conocer con “certeza” si podía o no ser candidato por tercera vez al cargo que ocupa en la actualidad.

La posibilidad de que no pudiera serlo tiene que ver con que el artículo 150° de la Carta Orgánica partidaria provincial prohíbe que alguien pueda desempeñarse por más de dos mandatos consecutivos en cargos públicos, entre ellos, el de diputado nacional.
La Mesa, con mayoría mestrista, avaló la postulación con varios argumentos.

El primero es que la Carta Orgánica Nacional de la UCR no pone límites a candidaturas y es la que debe tenerse en cuenta por tratarse de comicios nacionales, informaron voceros mestristas. El otro argumento invocado es el artículo 16° de la Constitución Nacional que garantiza la igualdad ante la ley, y que, por lo tanto, según la Mesa del Congreso partidario, desecha cualquier prohibición que le impida a Aguad postularse a un cargo “como cualquier ciudadano”. Sostuvieron, además, que la Constitución está por encima de las normas partidarias.

Sin embargo, el aval fue cuestionado con dureza por dirigentes que también habían anticipado su pretensión de candidatearse: Antonio María Hernández y Dante Rossi. Hay que ver si alguno de estos dirigentes decide judicializar la cuestión. Esto es lo que quieren evitar desde la cúpula del partido. Resta acordar el resto de los candidatos de la lista 3.

Riutort, con el Vecinalismo

Sin alianza. Finalmente, Olga Riutort no constituyó una alianza, sino un frente político que se denominará La Fuerza de la Gente. Por eso, anoche, la concejala no inscribió una alianza. En realidad, como lo hizo con su postulación para intendenta de Córdoba, Riutort se anota en la Justicia Electoral como candidata por el Vecinalismo Independiente.

El FIT, otra vez con Olivero

La izquierda local. El Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT), la coalición de la Izquierda Socialista, el Partido Obrero y el Partido de los Trabajadores Socialistas inscribieron su alianza en Córdoba, tal como lo habían adelantado. Encabezarán la lista la actual legisladora provincial Liliana Olivero (foto), Hernán Puddu y Eduardo Salas, en ese orden.

Aguad, en la UCR sin alianza

Aval y discusión. La Mesa del Congreso Provincial de la UCR resolvió ayer avalar la tercera postulación consecutiva de Oscar Aguad (foto) a diputado nacional. Lo hizo a través de una resolución que ya desató polémicas. Antonio María Hernández y Dante Rossi criticaron la decisión con el argumento de que viola la carta orgánica partidaria.

Acuerdo Juez-Binner

Frente Progresista Cívico y Social. La coalición partidaria que en Córdoba encabeza el juecismo inscribió ayer su alianza con el nombre Frente Progresista Cívico y Social, la misma denominación que usará el ex-FAP en las provincias de Buenos Aires y de Santa Fe. En Córdoba, la lista será encabezada por Ernesto Martínez y por una mujer del socialismo.

El delasotismo inscribió en Unión por Córdoba a algunos partidos que hasta hace poco tiempo estaban con Macri.

Encuentro Córdoba, que lidera el legislador García Elorrio, será otro de los partidos que se presentarán sin alianza en Córdoba.