La industria cordobesa redobló críticas

0
130
Alfajores de por medio. Urtubey, Kaufmann Brea, Méndez y Felippa, en la apertura del Coloquio. Luego vinieron las críticas.
Alfajores de por medio. Urtubey, Kaufmann Brea, Méndez y Felippa, en la apertura del Coloquio. Luego vinieron las críticas.
Alfajores de por medio. Urtubey, Kaufmann Brea, Méndez y Felippa, en la apertura del Coloquio. Luego vinieron las críticas.

Fustigó los constantes cambios en las reglas de juego. Para la UIC, acentúan la pérdida de competitividad y afectan la inversión.

 

Con sectores que todos los días comunican alguna novedad vinculada con caída de producción, resignación de rentabilidad o postergación de inversiones, la industria cordobesa redobló ayer sus críticas al Gobierno nacional, postura que fue acompañada desde la Provincia con una estimación de que en realidad el nivel de actividad disminuyó el 7,4 por ciento y el desempleo creció.

La primera jornada del Sexto Coloquio Industrial fue ayer la caja de resonancias del aumento de la preocupación por el rumbo de la economía, a días de elecciones primarias que son claves de cara a los comicios de octubre, donde el kirchnerismo jugará su proyecto re-reeleccionista, posibilidad prácticamente descartada por analistas políticos que participaron del debate.

Con las grandes multinacionales cordobesas prácticamente ausentes del debate –apoyaron financieramente pero no estuvieron sus popes–, las mayores críticas provinieron de un referente del empresariado de nivel Pyme, Sergio Montagner, quien preside esta edición del Coloquio.

Frente suyo, en la primera mesa, se ubicaron el presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Héctor Méndez, los vicepresidentes de la entidad, Adrián Kaufmann Brea y Juan Manuel Urtubey, y los ministros del Gabinete provincial Héctor Paglia de Transporte y el titular de Trabajo, Adrián Brito.

El año pasado, en el Quinto Coloquio, el titular de la UIC, Ercole Felippa, quien proviene del cooperativismo, había machacado sobre el “populismo industrial” impulsado por el gobierno de Cristina Fernández (lo que le valió una fuerte represalia ejecutada por la Afip), pero esta vez Montagner fue todavía más lejos.

Si bien el villamariense no es una figura demasiado conocida a nivel empresarial, sí se lo considera un dirigente en ascenso que junto con Felippa interpreta el clima que se vive puertas adentro de las Pyme y grandes empresas de capital local.

“Los empresarios están acostumbrándose a exportar sin rentabilidad y que para importar haya que gastar, como ahora está de moda pesar las cosas, kilos de expedientes”, dijo ante unas 400 personas. Apuntó de tal forma a las restricciones a la importación de insumos (ayer se repitieron las quejas en ese sentido) y a las sospechas de corrupción que se ciernen sobre el kirchnerismo.

No fue todo. En su discurso remarcó que con el actual escenario “nos llenamos más de incertidumbres que de certezas” y valoró el rol del empresariado. “Si a los políticos les va mal en una campaña, empiezan a trabajar para la siguiente; si a nosotros nos va mal, nos fundimos”, agregó.

Cuestionó, en esa línea, las insistentes alusiones oficiales a la rentabilidad empresaria. “Esto hay que decirlo con toda claridad: nos gusta ganar dinero porque con ese dinero invertimos, pagamos salarios, seguimos avanzando”, valoró Montagner.

Luego, el ministro de Industria y Comercio de la provincia, Jorge Lawson, coincidió con el dirigente. “Es muy difícil ser empresario en Argentina” y puso como ejemplo que “las estadísticas no son claras”.

“Algunas dicen que hemos crecido al seis por ciento, pero si consideramos como año base al 2010, se aprecia una caída del cuatro por ciento”, mencionó, sobre la base de un trabajo del economista Orlando Ferreres. “Y considerando 2011, la caída es del 7,4 por ciento”, refrendó.

Lawson realizó luego una serie de anuncios, entre ellos, el envío a la legislatura del proyecto para la expropiación de las tierras donde funcionará el parque industrial “José Ignacio Rucci”, en colaboración con el grupo frigorífico Beltrán.

Y resaltó que el Banco de Córdoba, cuyo titular Fabián Maidana participó del Coloquio, otorgó 546 millones de pesos en créditos para el sector productivo y llegará a fin de año con préstamos por mil millones en la línea que obliga a represtar a tasas subsidiadas hasta el cinco por ciento de los depósitos.

Tras las exposiciones del consultor Eduardo Fidanza y del politólogo Mario Riorda (ver aparte), a la primera jornada la cerró el sociólogo José Nun quien sostuvo que la Democracia “no hace buenos gobiernos, sino los buenos gobiernos a la Democracia”, tras lo cual fustigó las desviaciones hacia los “despotismos electivos”, entre los que inscribió al actual Gobierno nacional.

Hoy será la jornada de los economistas y el cierre a cargo del gobernador José Manuel De la Sota.

El papa Francisco también impacta en los empresarios

Valores. El arzobispo de Córdoba, monseñor Carlos Ñáñez, disertó en el Coloquio Industrial, ya que, entre los empresarios, la figura del papa Francisco desató la necesidad de debatir valores humanos en estos encuentros.

Ser positivos. Tomando palabras de Francisco y de Juan Pablo II en Argentina en 1987, pidió “no insistir en diagnósticos sombríos” y “entusiasmar con soluciones” y esperanzas.

Tiempo. Sobre la convocatoria de Francisco a movilizar a la Iglesia, Ñáñez dijo: “Vamos a intentarlo; son procesos que demandan su tiempo, venimos insistiendo, pero todavía nos cuesta”.

44 por ciento

Autos. La producción de vehículos en Córdoba aumentó 44% en el primer trimestre, cuando en el país creció 17%, dijo Lawson.

200 hectáreas

Rucci. El Parque Industrial Córdoba “José Rucci” tendrá más de 200 hectáreas; ya hay más de 20 empresas interesadas.

1.000 millones de pesos

Créditos. Es la cifra que el Banco de Córdoba dará este año al sector productivo en préstamos.

 

Fuente: Diario La Voz del Interior