Los cortaderos de ladrillos, la peor cara del trabajo infantil

0
870

En el país hay unos 180 mil chicos que realizan alguna actividad económica o doméstica intensiva.Video.

cortadero

 

Iber C. tiene 15 años y trabaja en uno de los 16 cortaderos de ladrillos que funcionan en Colonia Caroya. No va a la escuela. Desde hace 10 días está a cargo de la producción de adobes porque su padre, el “mediero” del establecimiento productivo, tuvo un accidente y permanece internado en el Hospital Misericordia, de la ciudad de Córdoba. “

“Si no trabajo, mis hermanos chiquitos y mi mamá no tendrían qué comer”, se lamenta el joven.

Los cortaderos de ladrillos son el peor rostro del problema del trabajo infantil. Leandro Vallejos, secretario de la Unión Obrera Ladrillera de Córdoba, se pasa haciendo inspecciones. Asegura que el trabajo infantil y el no registrado son regla en estos lugares.

El informe completo, en la edición impresa de La Voz.