Madre pide que le cambien el sexo en el DNI a su hijo de 6 años

0
171
GABRIELA. De espaldas, la madre de "Lulú", reunida con el Inadi y la CHA.
GABRIELA. De espaldas, la madre de "Lulú", reunida con el Inadi y la CHA.
GABRIELA. De espaldas, la madre de “Lulú”, reunida con el Inadi y la CHA.

La Senaf emitió un dictamen que reclama el planteo. 

 

La madre de un chico de 6 años que se autopercibe como mujer y que reclama que le asignen un DNI con su identidad de género tiene ahora el respaldo de la Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia de la Nación (Senaf).

El titular del organismo, Gabriel Lerner, emitió un dictamen donde aseguró que la negativa del Registro Civil bonaerense a entregar ese nuevo DNI “afecta los derechos de la niña”.

“Lulú” es el nombre ficticio de la protagonista de esta historia. Su madre pidió la readecuación de identidad de género en el DNI ante el Registro Civil de la Provincia de Buenos Aires y obtuvo una primera negativa, pero luego interpuso un recurso administrativo jerárquico de reconsideración.

Claudia Corrado, directora del Registro de las Personas bonaerense, dijo a la agencia Télam que el caso ahora debe ser resuelto por la Justicia, y que la propia madre de “Lulú”, Gabriela, y el padre, acordaron hacerlo así.

Mientras tanto, la madre, que cuenta con el respaldo de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), le escribió por carta al gobernador Daniel Scioli y a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner para que acompañen su planteo.

Según publica Clarín, los psicólogos de la Senaf entrevistaron a “Lulú” y a su madre y también a otros psicólogos que seguían el caso.

“La niña demostró conocer y comprender la situación en que se encontraba” y “manifestó querer un DNI con su nombre”, dice la resolución del organismo nacional.

Una nena “trans”

La madre de “Lulú” asegura que si bien su hijo nació con genitales masculinos, desde temprano tuvo su elección de género.

“A los 18 meses, cuando empezó a hablar, me decía: ‘Yo nena, yo princesa’. Quería tener el cabello largo y para simularlo se ponía trapos en la cabeza, pedía que le compraran muñecas. Me pedía mis polleras, mi ropa y se las quería poner. Pensé que era un juego. Hasta que vi un documental de National Geographic de una nena transgénero de Estados Unidos. Era la historia de mi hijo. Ahí entendí que era una nena trans, que su identidad era la de una nena”, dijo.

El camino judicial

La justicia es quien debe definir que Lulú, la niña trans de 6 años, tenga su documento nacional con su nueva identidad, insistió Claudia Corrado, directora del Registro de las Personas de la provincia de Buenos Aires.

La funcionaria explicó que “como se trata del primer caso y el único de un menor de edad impúber”, la situación debe resolverse “en el ámbito judicial, tal como acordamos con los padres”.

Corrado explicó que “la ley de fondo es el Código Civil de la Nación que señala que los menores de 14 años de edad son impúberes y los de 14 a 18 son menores adultos”.

En ese sentido, recordó que “tuvimos peticiones de menores adultos y el Registro les ha otorgado el cambio de identidad de género a chicos de entre 16 y 17 años, en el marco de los 900 cambios que ya se hicieron en la provincia”.

La directora contó que “en julio de 2012 se presentaron los padres a solicitar el nuevo documento en el Registro Civil de la localidad de Haedo”.

Al llegar el formulario a la sede central en La Plata se decidió pedir dictamen a la Asesoría General de Gobierno, que denegó el pedido, y a la Asesoría Provincial de Incapaces, que depende de la Procuración de la Corte Suprema de Justicia bonaerense.

El expediente “estuvo a cargo del defensor de Morón, quien citó a los papás, junto a su letrado patrocinante y a la criatura, y labraron un acta donde acordaron que esta cuestión va a ser resuelta en el ámbito judicial, acuerdo que lleva la firma de la mamá”.

Ante esta situación “remitimos el expediente a Haedo, en diciembre de 2012, para que los papás se notifiquen. La mamá se presentó en mayo y el papá aún no se ha notificado”, aseveró Corrado.

“El Registro Civil es un organismo que registra actos vitales pero no investiga, esa es tarea de la justicia”, señaló la funcionaria.

 

Fuente: Diario La Voz del Interior