Massa: “Todo lo que Argentina pueda hacer para evitar el default lo tiene que hacer”

0
167

El líder del Frente Renovador reclamó que se acuda a las rondas de negociación con una propuesta para intentar eludir la posible cesación de pagos de la próxima semana

0011307622

Menos de seis días faltan para que se defina si la Argentina caerá en default por no poder cumplir con el pago a los bonistas que ingresaron al canje de deuda. Ante ese panorama, los principales candidatos presidenciales observan con atención el escenario que podrían recibir si ganan las elecciones del año que viene. Quizá por eso, Sergio Massa reclamó: “Todo lo que Argentina pueda hacer para evitar el default lo tiene que hacer”.

El líder del Frente Renovador consideró que las únicas dos alternativas no son el default o el pago inmediato a los holdouts, sino que existen “caminos intermedios de trabajo y articulación tendientes a resolver esta situación en enero y mientras tanto seguir cumpliendo las obligaciones con el resto de los bonistas”.

Massa se mostró en contra de la posibilidad de implementar un “default administrado” hasta fin de año para esperar que venza la cláusula RUFO (Rights Upon Future Offers), que establece que todas las personas que ingresaron al canje deberán recibir una propuesta igual a la mejor oferta que se haya realizado a cualquier tenedor de bonos. Por eso, si el gobierno nacional acepta pagar a los holdouts antes del 31 de diciembre de este año, podrían dispararse reclamos por hasta 20 mil millones de dólares.

En diálogo con radio Mitre, el candidato presidencial del Frente Renovador insistió en la necesidad de llegar a un acuerdo con los holdouts en estos seis días, como intimó el juez Thomas Griesa, para que el país no pierda acceso a los mercados internacionales y pueda “construir el camino que le permita financiamiento de largo plazo para acceder a mejor infraestructura”.

Como uno de los postulantes con más posibilidades de suceder a Cristina Kirchner en el poder, Massa también pidió que el kirchnerismo concilie una estrategia común con el resto de las fuerzas políticas. “Lo primero que defendemos todos es la posición de la Argentina. Hemos ofrecido la solvencia de nuestro equipo económico-técnico, que por experiencia y capacidad de gestión podía aportar”, concluyó.