Polémica porque alumnos repartieron preservativos en la escuela

0
146

Fue en Posadas. La institución los sancionó, pero el ministerio de Educación de Misiones levantó luego la medida.

  • 15/07/2013 15:58 | Agencias DyN

preservativo_3

El ministro de Educación de Misiones, Luis Jacobo, levantó hoy las sanciones impuestas a doce alumnos que obsequiaron preservativosa sus compañeros, tras calificar de “medioevo” la actitud de los directivos del colegio, mientras desde el Obispado señalaron que eso “no es educación sexual”.

El secretario de educación católica del obispado, Luis Bogado, señaló que la sanción sólo consistió en “un llamado de atención”.

La polémica surgió cuando los padres de alumnos de cuarto año del Instituto Superior “Santa Catalina”, dependiente del Obispado, denunciaron que sus hijos recibieron amonestaciones por distribuir preservativos entre sus pares de quinto, que partían de viaje de fin de curso.

La medida disciplinaria fue adoptada por la directoria de estudios del establecimiento, Liliana Bottner, quien además habría “agraviado y amenazado” a los alumnos, según dijeron los padres que anticiparon su decisión de recurrir a la Justicia.

A raíz del incidente, el ministro Jacobo dijo en una conferencia de prensa que “si las cosas ocurrieron como entendemos que sucedieron, no nos parece que los chicos hayan tenido una actitud censurable”.

Añadió que “todavía estamos con una visión inadecuada, retrógrada, conservadora de algunas cuestiones que queremos instalar en la escuela, en este año que queremos que sea el gran año de la educación sexual integral”.

Al fundamentar su apreciación, el funcionario afirmó que Misiones tiene el récord “nacional en embarazos adolescentes” y “pensar hoy que en una escuela no podamos hablar de preservativos, de cuidarse, del ejercicio pleno de la sexualidad me parece una cosa propia del medioevo”.

Sin sanciones. Al anticipar que levantará las sanciones a los adolescentes involucrados, dijo que “la educación sexual no se reduce a repartir preservativos, pero “no voy a sancionar a un chico por repartirlos” y agregó “van a ir a Bariloche con preservativos en la mochila”.

En tanto, desde el Obispado Bogado dijo que el incidente se registró “en horario de clases: entraron alumnos del cuarto año y regalaron cajas adornadas con leyendas para los chicos de quinto que viajaban a Bariloche”.

En esa situación, “los docentes observaron que los preservativos que estaban dentro de esas cajas habían vencido hacía dos años. Se llamó a los padres, se les notificó y dentro del reglamento interno se fijan los llamados de atención y amonestación”.

El directivo señaló que después “se definió que sea solo un llamado de atención a los padres, a los chicos y a los docentes para que se vea de qué manera se está informando sobre educación sexual, porque la educación sexual no se limita a repartir preservativos”.